dimarts, 4 de juny de 2013

Pedimos a la UMH que invierta en una Universidad de tod@s, para tod@s

La Galia, edificio de la UMH
Desde el colectivo local de Joves EUPV manifestamos nuestra preocupación por los recientes anuncios de la Universitat Miguel Hernández d'Elx, en los que se adivina una considerable inversión de recursos: la ampliación de oferta formativa, la creación de titulaciones dobles y la construcción de un vallado y de un aulario con clases degrandes dimensiones.

Los y las joves de Esquerra Unida Elx no podemos menos que preguntarnos quiénes cursarán esa amplia oferta de estudios y quiénes ocuparán esas aulas de grandes dimensiones si la gran mayoría de jóvenes ven disminuir las rentas familiares, debido a la precariedad y el paro -por no hablar del desempleo juvenil-, y aumentar el precio de las tasas de matrícula a un ritmo desorbitado. En este sentido, los últimos datos sobre el abandono universitario acausa de la imposibilidad de hacer frente al coste de las matrículas predicen un panorama desolador para las universidades valencianas.



De tal manera, Joves d'Esquerra Unida Elx propone a la UMH orientar su gestión a garantizar el derecho a la educación superior de esa gran mayoría de jóvenes que no puede permitirse cursar estudios universitarios por motivos económicos. Así, emplazamos al equipo de gobierno de la UMH a que, primero, aumente la presión sobre las Administraciones Públicas, adoptando una postura de oposición firme a los recortes en el presupuesto de las Universidades; segundo, reoriente sus inversiones a becas para estudiantes y a la creación de empleo dentro de la Universidad; y, tercero, apueste por enseñanzas que prediquen un nuevo modelo social y productivo, para dotar a los estudiantes de herramientas que recuperen el empleo digno y el acceso a derechos fundamentales como la educación -incluida la formación universitaria-, la sanidad o la vivienda.

En caso contrario, la UMH se convertirá en una Universidad de lujo, al alcance de unos pocos que puedan pagar tasas milenarias y amortizar las inversiones millonarias que ahora emprende la propia UMH, es decir, una Universidad al estilo estadounidense, donde solo las familias pudientes envían a sus hijos e hijas a la Universidad. Al resto, le queda la opción de hipotecarse con becas-préstamo con la esperanza de amortizar el esfuerzo con un futuro empleo bien remunerado. Y los y las jóvenes, de falsas promesas de políticos-banqueros sabemos ya algo.

Prensa JEUPV Elx